Fibra Óptica de Plástico

La Fibra Óptica Plástica (POF) es un miembro único de la familia de fibra óptica, está hecha de metacrilato común, con un gran diámetro de núcleo (1 mm aproximadamente) y una gran apertura numérica (NA 0.3 – 0.5).

Gracias a este diámetro de núcleo, la Fibra Óptica Plástica es inmune a desalineaciones, dobleces y fuertes vibraciones, pudiéndose instalar sin pérdida de capacidad de comunicación. Además es muy sencilla de instalar en el hogar, ya sea por un instalador profesional o por un usuario utilizando herramientas básicas, como un cortador y simples conectores de plástico.

La Fibra Óptica Plástica, junto con sus conectores y la optoelectrónica asociada suponen una
solución de bajo coste para el consumidor. Además permite a los instaladores ahorrar en costes de cableado e instalación, así como en pruebas y tiempo de mantenimiento.

KDPOF ha desarrollado una tecnología de comunicación de alta eficiencia que explota la capacidad de la Fibra Óptica Plástica para lograr optimizar las conexiones dentro del hogar. La instalación puede realizarse en el interior de cualquier canalización existente, incluyendo la eléctrica, sin que la energía provoque problemas en la transmisión de datos. Gracias a esta canalización, la Fibra Óptica Plástica llegaría a cada habitación y cada rincón del hogar, transportando los Mbps contratados a la operadora (hasta un máximo de 1 Gbps).

La Fibra Óptica de Plástico se instala en las canalizaciones existentes en el hogar, desde una roseta hasta otra:

Menú de cierre